MALLOL&MALLOL VISITA EL COMPLEJO MÁS GRANDE DEL MUNDO ANTES DEL INICIO DE LA FASE II DE “DIAMOND EXCHANGE”






Mallol&Mallol Arquitectos, como firma encargada del diseño del nuevo complejo para el “Diamond Exchange” de Panamá, único centro de Gemas y Joyería dedicado al comercio de diamantes en Latinoamérica,  ha visitado el “Diamond Exchange Complex” de Israel, las mayores instalaciones del mundo de este tipo, para desarrollar los mismos estándares en cuanto a sistemas de seguridad, logística y operaciones, en la sede panameña cuya fase II comenzará en 2015.

La delegación visitante, Juan Manuel Henríquez, como director de proyecto del Grupo Verdeazul, e Ignacio Mallol Azcárraga y Eric den Eerzamen, en calidad de vicepresidente y director de proyectos, de Mallol&Mallol Arquitectos, como firma diseñadora, junto a Eli Izhakoff, y Joseph Kuzi, presidente fundador y Vicepresidente ejecutivo, respectivamente, del “Panama Diamond Exchange”, se encontraron con sus anfitriones israelíes Shmuel Schnitzer, Presidente, y Moti Besser, Director General, del “Israel Diamond Exchange”.

Según el Sr. Henríquez, “Existen numerosos paralelismos entre el complejo de Israel, ubicado en Ramat Gan, y el que se está desarrollando en la ciudad de Panamá. Por esta razón es el lugar ideal para poder observar los diferentes sistemas en funcionamiento y considerar la mejor forma de poder aplicarlos en Panamá. El complejo israelí está compuesto por una serie de Torres de oficinas interconectadas, dentro de un mismo perímetro de seguridad y que juntos conforman una sola área económica con estatus fiscal y aduanero específico. Es el mismo modelo que estamos usando en Panamá, y se nos proporciona una excelente oportunidad para examinar los sistemas operativos en tiempo real y poder considerar cómo deben ser ajustados y adecuados a América Latina. Estamos muy agradecidos por la hospitalidad, generosidad, apertura y apoyo mostrado por nuestros anfitriones israelíes”.

Durante la visita, el equipo se reunió con altos directivos y gerentes del  Israel Diamond Exchange así como con el encargado en jefe del comercio de gemas preciosas y diamantes del gobierno israelí y representantes de las principales empresas de seguridad y logística, operadores de seguros, bancos y empresas líderes en diamantes. También fueron recibidos por Shlomo Eshed, Presidente del  Israel Precious Stones and Diamond Exchange.

“Nuestro principal objetivo era comprender y apreciar los aspectos operativos y funcionales del más grande y sofisticado complejo del mundo del comercio de diamantes. Contábamos con acceso a las cámaras y bóvedas, instalaciones de transporte, oficinas de seguridad, plantas de mercado y otras áreas. Hemos visto una gran variedad de sistemas que han sido especialmente diseñados y aplicados para el negocio de piedras preciosas. Gran parte de lo que hemos aprendido será incorporado a nuestras instalaciones en la ciudad de Panamá,” declaró el Sr. Henriquez.

El inicio de obras de la fase II será en 2015, con una fecha de finalización prevista para finales de 2017. Incluye una icónica torre, donde las oficinas y las plantas de mercado de diamantes  estarán ubicadas en la base del complejo de Panamá Diamond Exchange, junto a un centro comercial de alto estándar, con bancos, servicios de apoyo especializado, restaurantes y tiendas, incluyendo joyerías de gran nivel. Las oficinas de la fase II saldrán a la venta, y tendrán preferencia aquellas compañías que hayan alquilado en el complejo de la fase I.

El edificio de la fase I del Panama Gem & Jewelry Center tiene su finalización prevista para finales de este año, con una ocupación de hasta 61 empresas de América Latina y otros centros comerciales de todo el mundo. Incluye, además, las oficinas administrativas y 300 metros cuadrados destinados al comercio de diamantes del Panamá Diamond Exchange, funcionando como sede principal hasta la inauguración del edificio de la fase II.

El  Panama Gem & Jewelry Center, de 200 millones de dólares, es el mayor y más ambicioso proyecto que se haya llevado a cabo en el sector del comercio de joyas y piedras preciosas en Latinoamérica. Sede tanto de compañías regionales como internacionales, el servirá a un mercado que hoy en día está valorado en  vale ocho billones de dólares, incluyendo 11.500 empresas de joyería ubicadas en 20 países y 23 islas.

Todo el complejo se ubica en una zona libre, establecida a través de una ley por el Parlamento panameño en beneficio del mercado internacional de piedras preciosas y joyas, que exime de pagos de derechos de aduana e impuestos de sociedades a las empresas y transacciones registradas en ella.

Para más información, visite el sitio web de Panamá Diamond Exchange en http://www.pde.com.pa.